Es una de las frutas que combina con casi todos los alimentos, además de que tiene grandes virtudes culinarias y medicinales.

Contiene principalmente las vitaminas C y E y minerales como potasio y hierro.

Generalmente la manzana la utilizamos en caso de diarrea, pero también la pueden utilizar en caso de estreñimiento, ya que regula el funcionamiento del intestino, venciendo la pereza intestinal.

BENEFICIOS

Las personas que padecen de presión arterial alta deben de consumirla, ya que estudios realizados en Japón, pusieron de manifiesto que quienes consumen regularmente manzanas presentan cifras tensionales más bajas que el resto de la población.

El consumo de 2 ó 3 manzana diarias, contribuye a disminuir los niveles de colesterol y por su riqueza de flavonoides evita el depósito de éste en las arterias sobre todo las coronarias.

En investigaciones llevadas a cabo en Japón con animales de laboratorio, muestran que la pectina de manzana es capaz de impedir el desarrollo de tumores cancerosos en el colon, por lo que es altamente recomendable en personas que tengan este riesgo.

RECOMENDACIONES

Si padeces de exceso de ácido úrico en sangre puedes hacer una cura de manzana, para alcalinizar la sangre y eliminar el ácido úrico por orina.

La cura de manzana consiste en consumir de 3 a 5 días consecutivos, aproximadamente 2 kgs. de manzana al día como único alimento y aproximadamente dos litros de agua.

La cura de manzana les auxilia en afecciones hepáticas, problemas de piel crónicos, además de que evita la degeneración cancerosa del colon.

Las puedes consumir, ya sea crudas, cocidas, asadas, en licuado, jugos o ensaladas. No dejes pasar un día sin consumir una manzana.